artículos de interés

Lo que debes saber antes de una mastectomía





Si acabas de recibir el diagnóstico de cáncer de mama y te han hablado de la mastectomía como parte del tratamiento, es importante que estés informada de lo que implica esta operación a corto y largo plazo.

“Cuando el doctor me propuso la mastectomía, no lo asimilé, ni entendí bien lo que me explicaba. Ahora doy gracias porque sigo con vida.”
Rosario Quintanar, 39 años.

Recibir el diagnóstico de cáncer de mama es devastador para la mayoría de las pacientes ya que generalmente se asocia con la idea de muerte inminente. Es en este estado emocional que muchas mujeres se enfrentan también a la noticia de que requieren cirugía para remover el tumor, lo que implica perder una parte o la totalidad de un seno, incluso de los dos.

¿Estás atravesando esta situación? Es normal que te sientas abrumada con tanta información y sentimientos; pero es vital que entiendas la opción quirúrgica que el doctor te está ofreciendo y le hagas las preguntas adecuadas para evitar decepciones futuras. Te compartimos información valiosa que necesitas considerar.

Los procedimientos quirúrgicos
La cirugía es uno de los tratamientos más comunes para combatir el cáncer de mama y dentro de las opciones quirúrgicas están, la cirugía conservadora de mama y la mastectomía.

La cirugía conservadora de mama consiste en remover solamente una sección de la mama, donde se encuentra el tumor, pero no la mama completa. Se recomienda en etapas tempranas del cáncer cuando el tumor es pequeño y no es de tipo invasivo. Puedes leer más sobre las técnicas utilizadas en este tipo de cirugía en: www.cimab.org/tratamiento

El Dr. Carlos Eduardo Aranda Flores, presidente del Consejo Mexicano de Oncología y jefe del Servicio de Oncología del Hospital General de México, nos explicó que en nuestro país, cerca del 80% de las pacientes, son diagnosticadas con cáncer de mama en etapas avanzadas, en las que el tumor es muy grande o ya ha invadido ganglios. En estos casos, las cirugías conservadoras no son la primera opción, por ello se recurre a la mastectomía.

La mastectomía consiste en remover la mama completa y puede ser:

1) Mastectomía simple (también llamada mastectomía total)
Se remueve la mama completa incluyendo el pezón, pero sin quitar los ganglios linfáticos ni el músculo de la pared del pecho.

2) Mastectomía con preservación de la piel
Se remueve el tejido completo de la mama, pero preservando la piel (incluso a veces el pezón y la areola), la cual suele utilizarse cuando va a realizarse una cirugía reconstructiva inmediatamente.

3) Mastectomía radical modificada
Consiste en una mastectomía simple más la remoción de los ganglios linfáticos axilares.

¿Quién toma la decisión del tipo de cirugía?
La decisión de realizar una mastectomía no es arbitraria y aunque al final tú decides, necesitas atender lo que el especialista está diciendo. El doctor debe basar su recomendación en las características de tu situación particular, como explica el Dr. Aranda: “Se debe individualizar cada caso, primero, se toma una biopsia de tejido -ya no por aspiración, antes se tomaba una agujita y se tomaban las células. Ahora ya no es suficiente, hay que tomar un fragmento de tejido mamario- para obtener un resultado histopatológico que nos dice que tipo de tumor es y sus características. El segundo reporte obtenido de la biopsia es de inmunohistoquímica, el cual nos da la información de receptores estrogénicos o progestacionales, así sabemos si el tumor es hormonodependiente o no y si tiene la proteína sobre expresada HER 2. Esa información es indispensable para la toma de decisiones relacionadas con el tratamiento idóneo para cada paciente.”

En este sentido, necesitas asegurarte que el doctor esté tomando en cuenta estos resultados de la biopsia y el por qué recomienda determinada cirugía.

¿Cuáles son los riesgos y efectos secundarios de la mastectomía?
Como todas las cirugías, la mastectomía tiene ciertos riesgos como posible sangrado e infección de la zona operada. Después de la intervención pueden presentarse dolor, inflamación y cicatrices, además de los cambios de la forma de la mama operadaSi se removieron los ganglios linfáticos, puede aparecer linfedema, que consiste en la inflamación del brazo y dolor.

Procura entender los riesgos y también los cuidados que deberás tener durante la recuperación de la cirugía. Mastectomía: Cuidados que se deben tener durante la recuperación

La importancia de hablar sobre la reconstrucción mamaria
“Sentí horrible cuando me hablaron de la mastectomía, pensando que quedaría deforme.” Celia Garibay, 65 años.

Algunas mujeres se sienten mal por preocuparse por la parte estética cuando la prioridad es combatir el cáncer, pero déjanos decirte que no es una cuestión “superficial o banal”, la imagen corporal es tema de gran importancia e impacto para las pacientes que han pasado por una mastectomía. El doctor debe hablarte antes de realizar la mastectomía, de las opciones de reconstrucción de mama para los que eres candidata, tomando en cuenta el tipo de mastectomía y los tratamientos coadyuvantes que requieres.  

La cirugía reconstructiva puede llevarse a cabo durante la misma mastectomía. (reconstrucción inmediata) o en otra fecha (reconstrucción posterior). Se puede recurrir a implantes de silicona, de solución salina o incluso de tejido de otras partes del cuerpo. 

Se debe considerar esta opción antes de realizar la primera cirugía y hablarlo con el cirujano oncólogo y cirujano plástico para que desarrollen un plan de tratamiento adecuado. Toma en cuenta que pueden ser necesarias varias cirugías las que se requieran. ¿Qué opciones de reconstrucción de seno existen después de la mastectomía?

Si estás asegurada y en el hospital no cuentan con la posibilidad de reconstrucción, solicita que te transfieran al hospital adecuado para que se realice.

¿Qué preparación física y emocional necesito antes de someterme a una mastectomía?
La preparación física va a estar inherente a los estudios preoperatorios y diagnóstico con comorbilidades que pueda tener el paciente. Es decir, se realizan los estudios de sangre para ver que no se tenga anemia, que la albúmina y otras proteínas estén en condiciones adecuadas. Si además se padece de diabetes, tiene que estar controlada y en caso de padecer una enfermedad inmunológica, como Lupus se debe tener más cuidado.

El doctor también debe canalizarte o sugerirte hablar con un psico oncólogo para ayudarte con el impacto emocional que trae una mastectomía. 

Asegúrate que entiendes perfectamente todo lo que está en el consentimiento informado antes de firmar
El Dr. Aranda Flores explica: “Muchas mujeres firman un consentimiento informado y después de que salen de la cirugía se quedan sorprendidas de lo que se hizo, porque no habían entendido lo que se les había explicado. A la paciente le debe quedar muy claro, la enfermedad que está enfrentando, el apoyo multidisciplinario que requiere, los pasos que tiene que tomar y, que el tratamiento no es único sino múltiple, porque puede ser que necesite cirugía y además quimio, radioterapia, pastillas, etcétera.

También necesita entender el tiempo que va a llevar su tratamiento oncológico y cuál va a ser la periodicidad de vigilancia en su caso. Esto es muy importante, ya que muchas pacientes quedan desorientadas y dejan de ir con el médico o suspenden el tratamiento ortodoxo y recurren a tratamientos que no la ayudan incluso la pueden perjudicar. La comunicación con el médico es vital.”

Por: Gloria Aguiar Green para Cim*ab

Fuentes:
Dr. Carlos Eduardo Aranda Flores, presidente del Consejo Mexicano de Oncología y jefe del Servicio de Oncología del Hospital General de México.

Fundación Cim*ab  www.cimab.org

American Cancer Society https://www.cancer.org/es/cancer/cancer-de-seno/cirugia-reconstructiva/opciones-de-reconstruccion-del-seno.html

Te recomendamos leer también






Gracias por el apoyo de





© Cimab 2017